reach

REACH

REACH es el Reglamento relativo al registro, la evaluación, la autorización y la restricción de las sustancias y preparados químicos. En el Espacio Económico Europeo, la fabricación o importación de una determinada sustancia química debe quedar registrada en la base de datos REACH. Las sustancias no registradas no pueden comercializarse ni utilizarse.
El Reglamento REACH se aplica a:
 o Los fabricantes de sustancias y productos químicos destinados a la venta o a otras empresas
 o Los importadores de sustancias y mezclas químicas o de productos como ropa, muebles o artículos de plástico, procedentes de fuera de la UE
 o Los distribuidores que almacenan y comercializan sustancias o mezclas químicas
 o Los usuarios intermedios que utilizan sustancias o mezclas químicas en el marco de una actividad empresarial o profesional.


REACH introduce nuevas normas de comercialización que afectan a las sustancias aisladas, a las mezclas y a las sustancias utilizadas en los productos.

También permite a la Unión Europea adoptar medidas adicionales cuando se requiera una actuación complementaria a escala de la UE. La Agencia Europea de Sustancias y Mezclas Químicas (ECHA), con sede en Helsinki (Finlandia), contribuye a coordinar e implementar todas las medidas necesarias:
 o El registro previo es obligatorio para las empresas que tengan la intención de fabricar o importar una determinada sustancia en cantidades iguales o superiores a una tonelada por año.
 o En la evaluación, la Agencia Europea de Sustancias y Mezclas Químicas (ECHA) examina la información de los expedientes de registro y todas las propuestas de ensayo para evitar pruebas innecesarias, especialmente en animales. Las autoridades nacionales evalúan las sustancias teniendo en cuenta inquietudes específicas en relación con la salud humana y el medio ambiente.
 o La autorización es obligatoria para determinadas sustancias que suscitan particular preocupación. Esto permite garantizar que los riesgos que plantean estén convenientemente controlados y que se vayan sustituyendo por alternativas más seguras cuando sean económica y técnicamente viables.
 o La restricción puede limitar o prohibir la producción, comercialización o utilización de determinadas sustancias que supongan un riesgo inaceptable para la salud o el medio ambiente.

Hebron/Otsuka es miembro fundador del ADCA Task Force (TF) creado para defender los intereses del negocio del ADCA (azodicarbonamida) en la Unión Europea.